El día de la Solemnidad de Cristo Rey, el 21 de noviembre, la Catedral de Funchal, en la capital de Madeira, acogió Las reliquias del Beato Dr. José Gregorio Hernández.

En la parroquia de São Jorge en Madeira, el emocionado, padre Ronald Alves Vieira, nacido en Venezuela, cumplía el sueño de venezolanos y lusodescendientes, el de contar con la reliquia de primer grado del beato José́ Gregorio Hernández. Junto a su familia y su comunidad parroquial, no cesaban de agradecer esta gracia al Dios de la Misericordia que quiso que el Beato hiciera presencia en medio del pueblo madeirense.

Al comienzo de la celebración, el párroco de la Catedral, Marcos Fernandes Gonçalves, felicitó al padre Ronald por la “feliz iniciativa de llevar a Madeira las reliquias del médico trujillano. 

En la homilía, el canónigo Fernandes Gonçalves recordó que la devoción al Beato Dr. José Gregorio Hernández fue llevada a Madeira por los emigrantes madeirenses en Venezuela. 

Como “un homenaje a todos los médicos, así como a todos los que trabajan en el campo de la ciencia y la investigación”, fue como el canónigo Marcos se refirió a la Eucaristía de bienvenida.

La tarde del 20 de noviembre, el Obispo de Funchal, Nuno Brás Da Silva Martins recibió en la Curia Diocesana la visita del Vicepostulador de la Causa del Beato José Gregório Hernández, el presbítero Gerardino Barrachini, vicario episcopal de la Arquidiócesis de Caracas.

En la ocasión el Obispo Nuno Brás recordó “con cariño y gratitud a Venezuela por la amabilidad del país al acoger con alegría y sencillez la emigración madeirense, décadas atrás.

Al regresar a la isla, «muchos madeirenses también llevaron su fe en el Beato José Gregorio Hernández, hoy reflejado en la alegría desbordante en la ciudad, sabiendo que el Beato ya está entre ellos.

Al final de la misa, emocionado el párroco venezolano, Ronald Alves, leía las letras de salutación enviada por el Cardenal Baltazar Porras para esa hermosa ocasión.

¡En San Jorge de Madeira, José Gregorio Hernández, es ya universal!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *